jueves, 22 de octubre de 2015

¿Qué le sucede a tu cuerpo después de leer?


¡Hola de nuevo mis queridos lectores!

Hoy quiero compartir con vosotros esta interesante y divertida infografía que ha elaborado la biblioteca de la Universidad de Virginia con motivo de la Semana de los Libros Prohibidos.

En los primeros 10 minutos

Estimulación instantánea del sistema. El tacto del objeto, el impacto visual de la tipografía y el sentido de un nuevo comienzo logran transportar al usuario a un plano diferente. El sentido del olfato también puede ser estimulado ‒incluso el usuario experimentado puede ser abrumado por el «olor a libro viejo»‒. Los efectos iniciales en el cerebro pueden incluir entusiasmo al encontrarse con una voz narrativa desconocida, desorientación ante la nueva terminología, resistencia temporal a las nuevas ideas y, en general, un aumento de la actividad neuronal.

En 30 minutos

Los efectos aumentan y se pueden experimentar alucinaciones auditivas y visuales. La mayoría de los usuarios empiezan a percatarse de la existencia de una voz persistente en la cabeza, y muchos afirman haber tenido visiones fantásticas, a veces con intensa claridad. Hay usuarios que incluso describir cómo son transportados a un tiempo y a un lugar diferentes. En ese momento muchos se sienten obligados a intervenir físicamente en el objeto: usan pósits e instrumentos de escritura para anotar, subrayar o resaltar el texto.

En 60 minutos

Inmersión total en el libro. El usuario puede experimentar efectos agudos que van desde la risa incontrolable al profundo dolor. Algunos usuarios de ficción hablan de una profunda conexión psicológica con los personajes y los acontecimientos del libro como si fueran un mundo real. Los usuarios se sienten cada vez más superados y pueden hacer pausas periódicas simplemente para mirar a la nada. Se cree que dicha actividad es la prueba de la existencia de efectos secundarios, tales como la exposición a hechos e ideas nuevas y una mayor comprensión de la condición humana. Esto se conoce como «aprendizaje».

Después de 60 minutos

El libro ahora lo consume todo, y la separación del mismo causa al usuario una gran irritabilidad y despiste. La conexión de los usuarios con el libro ahora puede ser tan fuerte que no son capaces de dejar de leerlo y algunas necesidades humanas básicas, tales como la alimentación o el sueño, puede llegar a descuidarse.

En las siguientes horas, días y semanas

El tiempo exacto transcurrido depende del usuario y del libro, pero a partir de este momento el libro se da por terminado. Esto puede causar una intensa melancolía. De hecho, muchos usuarios vuelven a leer el libro por una segunda o una tercera vez, tratando de recuperar la sensación que tuvieron con la primera lectura. Hay usuarios que afirman que querrían volver a la vida que tenían antes de leer el libro, cuando el mundo quizá parecía menos complicado. Paradójicamente, estos usuarios suelen buscar libros más complicados después de un breve período de recuperación.

En los próximos años

Todavía se sienten los efectos del libro. Muchos usuarios se han convertido en lectores habituales, cargados con un mayor nivel de conocimientos y atrapados en un ciclo constante de formación permanente, iluminación continua y con una mayor curiosidad intelectual.

¿A que estáis esperando para ir corriendo a buscar un libro? Os propongo Maiutac, una excelente elección para estimular vuestros sentidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario